Cuando lo tiempos cambien y surjan inevitables transformaciones sociales, el nombre de Javier Solís se agigantará quedando grabado con caracteres de eternidad en la historia musical del pueblo mexicano.